ARTÍCULO DE PORTADA

Agilice su transformación digital con un DCS moderno

Aprenda cómo una estrategia de transformación digital que incluye el uso de un Sistema de Control Distribuido (DCS) moderno puede ayudar a las empresas a ser más productivas, rentables y reducir su riesgo operativo.

Por Blair Wilson, gerente de Marketing de DCS PlantPAx® 5.0, y Lisa Ridgely, Soluciones y Sistemas de Rockwell Automation

Las empresas que operan en industrias como la farmacéutica, de bienes de consumo envasados, alimentos y bebidas, petróleo y gas, minería y química, están acostumbradas a afrontar las complejidades y desafíos para conservar su posición competitiva en el mercado. 

Los fabricantes se esfuerzan por proteger el resultado neto: optimizar y expandir la producción a través de la disminución del tiempo improductivo, una mayor coherencia, garantía de calidad y seguridad de los empleados. A su vez, deben considerar los costos del ciclo de vida relacionados con la ingeniería, el inventario, además del mantenimiento y la asistencia técnica del sistema. 

Si también se tiene en cuenta la pandemia mundial, se vuelve aún más clara la importancia de contar con los más altos niveles de producción y rentabilidad posibles y, a la vez, reducir el riesgo operativo.

Entonces, ¿cómo un fabricante de la industria de procesos trasciende el status quo para estar actualizado con las tendencias de la industria y de la tecnología? ¿Cómo pueden llevar sus operaciones al siguiente nivel de eficiencia e innovación para garantizar el éxito y el crecimiento al corto y largo plazo? 

Una única solución para todos ya no es suficiente. Es tiempo de ser más específicos en cuanto a las soluciones: implemente la transformación digital a través de un DCS moderno.

Desarrolle una estrategia de transformación digital

Se puede describir la transformación digital como el proceso de modernización, actualización o mejora de las operaciones a través de la integración de la tecnología digital en todas las áreas de su empresa. Es un cambio indispensable que desafía el status quo y la forma tradicional de pensar los procesos operativos de cualquier empresa. Afortunadamente, es un proceso constante y que no se debe llevar a cabo en un sólo evento, puede comenzar con sensores inteligentes y avanzar a la implementación de sistemas corporativos. 

La transformación digital es un cambio cultural fundamental y tiene un impacto en el funcionamiento de las organizaciones, las operaciones de la planta y el valor que se les ofrece a los clientes. Se trata de los resultados y de cumplir con las necesidades en constante cambio de los clientes. Es un cambio sistémico para cualquier empresa; es por esta razón que un DCS moderno puede representar un eje fundamental de esta transformación.

 Aquellos que ejecutaron con éxito una estrategia digital a nivel de la planta o la empresa están disfrutando de importantes mejoras de sus KPI, como el uso de los activos, la calidad y la entrega a tiempo. Sin embargo, muchas empresas no han podido desarrollar una estrategia de transformación digital a nivel empresarial, que es fundamental para brindar valor comercial. Algunas todavía no lo comprenden del todo. Otras están estancadas en la primera fase y no logran escalar, mientras que otras empresas no cuentan con el talento ni las destrezas necesarias de IIoT, análisis de datos o ciberseguridad. Por último, la aceptación del equipo de liderazgo es fundamental. 

Desarrollar una estrategia para la transformación digital significa establecer los objetivos y las metas de negocio, evaluar las necesidades del sistema, además de planear la ejecución de la estrategia para lograr esos objetivos. Con la inversión tecnológica de la competencia y la transformación de sus operaciones, el enfoque está en la investigación y la toma de decisiones. Una buena pregunta para comenzar es “¿Necesito una actualización?”.

¿Hay alguna Actualización a la vista?

Un DCS tradicional presenta un diseño del sistema limitado, es difícil de migrar y modernizar, además de tener un costo total de propiedad más alto en la mayoría de los casos. El DCS moderno es más conveniente por muchas razones, entre ellas mayor rendimiento, disponibilidad en todas las áreas, capacidades escalables y flexibles del sistema, plataformas de desarrollo abiertas y facilidad de integración. Un sistema de control a nivel de la planta con tecnologías de automatización comunes permite la integración transparente del control de procesos, el control discreto, el control de potencia y de seguridad con los sistemas corporativos y de la planta. 

Si cree que el ciclo de vida de su sistema de control distribuido ha llegado a su fin, no está solo. ¡La base instalada global de DCS que se acerca al final de su vida útil suma un total de USD 65,000 millones! Y muchos de estos sistemas tienen más de 25 años, con una necesidad inmediata de actualización. 

¿Por qué hay tantos sistemas desactualizados? Muchos de ellos permiten que siga funcionando una planta entera, aunque con muchas carencias. A menudo, las organizaciones prefieren vivir con las dificultades propias de un sistema obsoleto que estar sujetas a los posibles riesgos y costos de una migración a un sistema moderno. Algunas de las razones para reemplazar un DCS puede ser mayor índice de fallas, mayor incidencia de productos que no cumplen con las especificaciones, aumento de costos de mantenimiento, falta de conocimientos profundos sobre el DCS obsoleto, limitaciones de capacidad o la imposibilidad de interactuar con sistemas modernos. 

Muchas plantas y organizaciones no cuentan con suficiente personal en planta y conocimientos profundos para administrar proyectos importantes de manera interna, en particular, tareas de especialización que no son muy frecuentes, como la conversión del DCS. 

Los proyectos de automatización pueden ser difíciles de administrar y de justificar financieramente. Trabajamos con empresas todos los días que defienden la idea de realizar una modernización exitosa en función de las deficiencias del sistema existente y de las importantes mejoras que un DCS moderno y nuevo puede ofrecer.

 

Un DCS moderno aborda desafíos modernos

Las plataformas de DCS más recientes adoptan las innovaciones tecnológicas. Y cada vez más usuarios de DCS están considerando actualizar y modernizar los sistemas para obtener un rendimiento óptimo. Un DCS moderno lo puede ayudar a establecer una Empresa Conectada (Connected Enterprise) como parte de una estrategia de transformación digital. 

Estas nuevas plataformas de DCS reducen el tamaño de la arquitectura del sistema con menos servidores y controladores más potentes, aseguran la coherencia con objetos de procesos nativos incorporados en el controlador, optimizan los flujos de trabajo con una experiencia mejorada en el diseño de los atributos del sistema y brindan un análisis sólido para la toma de decisiones en tiempo real, además de cumplir con los estándares internacionales de ciberseguridad.

¿Qué representa esto para las empresas? Un DCS moderno debería permitir a las empresas lograr un control y una optimización a nivel de toda la planta, maximizar las operaciones, contar con una alta disponibilidad, reducir los costos y aumentar los niveles de producción. En resumen, simplifica la vida de las empresas. 

Además, un DCS moderno puede ayudar a abordar tres grandes desafíos enfrentados casi universalmente:

Aborde el desafío de la productividad

¿Cómo pueden innovar las empresas cuando diferentes sistemas en toda la empresa crean cuellos de botella e ineficiencias? La gran cantidad de información de las cadenas de suministro, activos de la planta y sistemas empresariales puede abrumar a los equipos que intentan operar en tiempo real o crear un nuevo producto. Las mejoras rápidas en tecnología permiten acceder a más información como nunca antes para garantizar una óptima toma de decisiones.

Haga más con menos

Los equipos de producción deben estar preparados para alcanzar un alto rendimiento con lo mínimo a su alcance, a fin de cumplir con las expectativas del presupuesto durante todo el ciclo de vida de la planta. Los operadores deben encontrar la manera de obtener la visibilidad y el control necesarios para reducir el tiempo de paros imprevistos, prevenir problemas de calidad y eliminar los desperdicios de la producción. Las empresas apuntan a una automatización en toda la planta que se pueda actualizar y a la que se le pueda dar asistencia fácilmente, y cuya tecnología garantice la continuidad de operaciones en toda la planta.

Reduzca el riesgo operativo

El riesgo está siempre presente y toma muchas formas según la infraestructura de red, que es la columna vertebral de su sistema. Incluso cuando se tienen en cuenta las posibles contingencias, los eventos imprevistos pueden tener consecuencias sobre operaciones de planta seguras y confiables. A medida que las empresas identifican los factores que contribuyen a las demoras imprevistas, como el tiempo improductivo, la seguridad operativa y la seguridad de los trabajadores, éstos necesitan sistemas que puedan afrontar condiciones cambiantes y que les permitan responder rápidamente con información. Las amenazas varían desde riesgos operativos hasta actores externos; por esta razón, los sistemas de control deben ser robustos y, a la vez, adaptables.

¿Ya implementó una infraestructura robusta para su sistema?

Las empresas lograron lo que se habían propuesto y obtuvieron resultados reales a partir de la implementación de un DCS moderno. Por ejemplo, una empresa farmacéutica utilizó un DCS moderno para automatizar sus equipos de bioproceso y obtener acceso a los datos a través de la integración a un sistema MES y registro electrónico de lotes. El rendimiento de la producción, la disponibilidad y la eficiencia de operación aumentaron entre un 10% y20%; además, el uso de la energía, el desperdicio de material, el tiempo de lanzamiento de lotes, el mantenimiento y las investigaciones del tiempo improductivo disminuyeron entre un 5% y 30%. 

Otro cliente del sector de alimentos y bebidas necesitaba escalar las operaciones y actualizar su sistema de automatización; obtuvo un 20% de aumento en su capacidad luego de sólo un año de implementar un DCS moderno. Los datos en tiempo real disponibles facilitan el acceso constante para que el personal pueda tomar decisiones informadas inmediatas sobre la marcha.

Facilite la transformación digital con un DCS moderno

La transformación digital es una tendencia que llegó para quedarse. En algún momento, todas las empresas tendrán que iniciar esta aventura; para muchas, forma parte de su nueva normalidad. 

En el nivel más alto, la transformación digital representa una evolución fundamental y potencialmente radical para las empresas del sector industrial. La adopción de nuevas tecnologías cambiará por completo la manera de hacer negocios, para mejor. 

Evalúe su sistema de control obsoleto para considerar si la solución de DCS más reciente puede ayudarlo en su camino hacia la transformación digital. Esta decisión le ofrece flexibilidad para que pueda cumplir con las necesidades de los clientes de mejor manera y le brinda datos e información necesaria para que optimice el rendimiento, la toma de decisiones y la rentabilidad. Esta tarea no tiene que ser difícil ni causar interrupciones; con las soluciones correctas, puede afrontar con confianza los desafíos del futuro.

Modernización del DCS:
Tres opciones estratégicas

La conversión de una plataforma de control obsoleta a un DCS moderno puede presentar algunas dificultades y no es una única tarea que se adapta a todos por igual. Para disminuir los riesgos y distribuir los costos en el tiempo, muchas empresas eligen una migración por etapas. Por el contrario, otras eligen una estrategia de conversión por “eliminación y sustitución”.

En resumen, cada proyecto de modernización es único. El éxito de los proyectos requiere una planificación adecuada.

Defina la estrategia

En la mayoría de los casos, es necesario realizar la conversión con tiempo de paro de planta muy corto y con el menor riesgo posible. Estos requisitos determinan, en gran medida, la estrategia de actualización. 

Debe decidir entre tres opciones estratégicas principales antes de llevar a cabo la conversión. 

1. ¿La actualización será vertical u horizontal? En una actualización vertical, se actualiza un área de procesos a la vez. 

En una actualización horizontal, se actualizan varias unidades de procesos similares a la vez, generalmente de distintas áreas de procesos.

2. ¿La actualización se llevará a cabo mediante el reemplazo de todos los componentes del sistema de automatización a la vez (eliminación y sustitución) o con un enfoque de migración por etapas? Con un enfoque por etapas, el reemplazo del sistema de automatización dura más, pero representa menos tiempo de paro y menos riesgos. 

Dividir el tiempo de libranza previsto en varias etapas cortas representa una gran ventaja en el mantenimiento de la producción y distribuye los costos de la migración en un período más largo.

3. ¿Será un corte “gradual” o “total”? Con un corte gradual, el DCS antiguo y el sistema de automatización nuevo operan de manera simultánea, con un bucle de control a la vez que se migra del DCS antiguo al sistema de automatización nuevo en el nivel de E/S. 

Con un corte total, el DCS antiguo se reemplaza por el sistema de automatización nuevo, con un restablecimiento de todo el proceso de una sola vez.

Con un pensamiento innovador, cada área de actualización se analiza para aprovechar todas las oportunidades que optimicen el rendimiento del sistema.

 El retorno de la inversión (ROI) que se obtiene a partir de estas mejoras de los sistemas obsoletos suele ser muy rápido. Los beneficios principales de elegir un DCS moderno en la nueva Empresa Conectada (Connected Enterprise) son: operaciones optimizadas, mejor calidad, más rendimiento, menos accidentes asociados a la seguridad, mayores niveles de ciberseguridad y menos tiempo de paros imprevistos.

Por Rogério Rodrigues, gerente de Procesos para Latinoamérica

 Los últimos acontecimientos que vive la humanidad, como la pandemia por COVID-19, se han vuelto un escenario desafiante que acelera algunas demandas de la industria y crea nuevas necesidades de seguridad para los empleados, ejecución de trabajos y operaciones remotas. Estas operaciones se deben llevar a cabo manteniendo o aumentando la toma de decisiones rápidas y seguras, actuando a la vanguardia del mercado y buscando siempre la eficiencia y la rentabilidad. Estos hechos son lo que llamamos “la nueva normalidad”, donde parte de los grandes desafíos de las empresas proveedoras de tecnología, como Rockwell Automation, es ayudar a expandir la capacidad humana por medio de su cartera de productos y servicios. 

La situación actual ha acelerado la necesidad de implementar la transformación digital en las empresas y, para ello, primero se deben conocer con claridad los objetivos de su negocio, buscando el apoyo de empleados y clientes.

Como siguiente paso, es importante investigar las inversiones e implementaciones que ya se realizaron para identificar el grado de madurez digital en la que se encuentra su organización y, por último, pero no menos importante, desarrollar un plan de comunicación claro, que esté alineado con los cambios y la adopción de nuevas tecnologías.

Poder contar con el moderno Sistema de Control Distribuido PlantPAx® 5.0 es fundamental en este proceso porque permite la flexibilidad, seguridad y escalabilidad necesarias para ayudar a las empresas a ser más productivas y rentables, así como a reducir su riesgo operativo. En Latinoamérica, hemos logrado con gran éxito implementaciones en las más variadas industrias de procesos. Me gustaría destacar una aplicación en la industria farmacéutica veterinaria, donde se necesitaba una mayor flexibilidad operativa con un enfoque en mejorar la calidad del proceso de formulación por lotes. Con el uso del DCS de Rockwell Automation, redujeron los reprocesos no deseados en más de un 40% y aumentaron su producción en un 12%.

Conozca algunas de las características del DCS PlantPAx® 5.0: 

• Sistema de Control y Optimización para toda una planta, que integra diferentes disciplinas como instrumentación, válvulas, sistemas de información y optimización, aportando características específicas inherentes a cada una de estas disciplinas. 

• Sistema escalable y modular, es decir, capaz de controlar desde pequeñas aplicaciones de procesos hasta grandes aplicaciones en diversos tipos de industrias; es la mejor opción a las necesidades operativas y de inversión de los clientes.

• En la actualidad, con la apertura e integración de tecnologías que buscan la disponibilidad de datos e información, el Sistema DCS de Rockwell provee una integración de sistemas abierta pero segura, utilizando las mejores prácticas y herramientas de ciberseguridad, basadas en normas de seguridad, incluida la norma ISA / IEC-62443. 

• Y, por último, pero no menos importante, tenemos un modelo de implementación flexible para estos sistemas, que permite utilizar al área de Soluciones y Servicios (Lifecycle) de Rockwell Automation o a través de nuestra red de integradores de sistemas asociados.

De esta manera, confiamos en la capacidad de Rockwell Automation para proveer las mejores soluciones a nuestros clientes, buscando una alianza a largo plazo en las necesidades y desafíos de las industrias de procesos.

Para más información acerca del Sistema de Control Distribuido PlantPAx, haga clic.

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp